Reformar el ático para multiplicar el espacio en una familia numerosa

Ver el vídeo
“Nos ha cambiado la vida radicalmente”
El día a día en una familia numerosa es una maravillosa locura. Risas, voces y juegos inundan la casa y en el ambiente se palpa la alegría y generosidad de sus habitantes. Para que todo funcione a la perfección es necesario una correcta organización y espacio suficiente para cada uno de los miembros de la familia y eso no siempre es fácil.

Cuando Pedro y Sara compraron su casa no pensaron que su familia iba a crecer tanto. Ahora, con siete hijos, la falta de espacio se ha convertido en un quebradero de cabeza, hasta tal punto que llegaron a plantearse el cambiar de casa. Pero la solución era mucho más sencilla y la tenían en su propio hogar. El ático inutilizado, tan grande como la planta principal, les ha cambiado la vida. La familia ha conseguido dos dormitorios infantiles, un cuarto de estudio y un baño más. Sus expectativas de espacio, intimidad y luz se han superado gracias a la instalación de seis ventanas VELUX. En apenas dos días, las ventanas se instalaron y la magia apareció.

La luz que fluye por la casa es proporcional a la inmensa alegría de sus habitantes. Tras la reforma, los niños tienen su propio espacio, donde cada uno puede estudiar, desarrollar sus habilidades, sentirse más libre, independiente, en definitiva, ser más auténtico y alegre y eso, ¿a qué padre no le hace sentirse feliz y orgulloso?

Contadnos sobre vuestra casa, ¿qué os motivó a reformar la casa?


Sara: Cuando nos mudamos a esta casa Pedro y yo no pensábamos que fuéramos a ser tantos. Ahora tenemos siete hijos. Los mayores crecen y necesitan más sitio físico. Tenemos tres dormitorios y dos cuartos de baño.

Pedro: El momento más difícil del día para organizarnos es la mañana. Todos necesitamos ir al baño. Nos planteamos comprar o buscar una casa más grande hasta que vimos la posibilidad de reformar el ático y ganar ahí el espacio que necesitábamos.

¿Por qué confiasteis en VELUX?


Pedro: Nos decidimos por VELUX por recomendaciones de otros vecinos que han hecho lo mismo.

¿Qué sensación tuvisteis al descubrir vuestro nuevo ático?


Sara: Las primeras impresiones tras la reforma han sido maravillosas. Nos ha cambiado la vida radicalmente.

Pedro: Los cambios más significativos ha sido que hemos pasado de dos dormitorios para los niños a cuatro, con lo cual la independencia, la intimidad que tienen ahora cada uno de ellos es mucho mayor.

¿Qué ha supuesto para la vida familiar la reforma en vuestra casa?


Sara: Para nosotros es muy importante generar ese hábito de recoger, de tener todo en su sitio. Somos muchos y tienen muchos juguetes.

Pedro: Cada uno tiene su sitio. Alguno de ellos es muy creativo y le gusta encerrarse y estar solo para crear y jugar y eso antes era más complicado.

¿Cuáles son los principales cambios tras la instalación de las ventanas de tejado VELUX en vuestro nuevo hogar?


Pedro: Nuestras expectativas han sido superadas. No pensábamos que esto iba a quedar tan bien. Además de la luz, con la ventana de tejado que tenemos en el pasillo, conseguimos una ventilación y aire fresco en toda la casa.

Sara: Ha sido una expansión de vida. Crear un espacio donde no existía y eso sin una buena luz que entre por las ventanas no sería posible.

¿Cómo os ayudan los productos inteligentes VELUX Active?



Pedro: Tener productos inteligentes como VELUX Active te permite, por ejemplo, olvidarte de ventilar el baño porque gracias a los sensores que el sistema incorpora, abre automáticamente la ventana para ventilar y cuando se reestablecen los parámetros establecidos, vuelve a cerrarse. Por otro lado, si te has dejado una ventana abierta y se pone a llover se cierra sola. La opción de manejar las ventanas con el teléfono móvil es súper cómoda porque no tienes que desplazarte al interruptor para abrir o cerrarlas. Por otro lado, te permite automatizar determinadas funciones como que baje la persiana por la noche o que la abra por la mañana cuando se levanten los niños. El despertador ya no es necesario.

Tras vuestra experiencia, ¿recomendaríais VELUX?


Sara: Sin duda, recomendamos VELUX porque nos lo han puesto fácil a la hora de ejecutar la obra. Ha sido una alegría inmensa desde el primer minuto. Estamos felices.